Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘2011’

Hace tiempo que se terminó 2011 pero al menos nos dejó buena música para celebrarlo. A continuación, sin un orden particular, los mejores discos del año pasado y que por su calidad perderán el estigma de su de año lanzamiento y pasaran a formar parte de un por siempre en nuestros playlists:

1. Opeth “Heritage” (Progressive Rock)

Ámalo u ódialo, “Heritage” tiene una concepción estelar, su ejecución es brillante y es una joya de álbum, sobre todo en esta época donde a la gente no le gustan los cambios ni que cuestionen sus etiquetas musicales. “Heritage” necesita tiempo para procesarlo, con cada visita el disco crece un poco más; sus complejidades se van haciendo más amistosas con cada escucha. El décimo disco de Opeth es atrevido (al fin se quitaron la voz de perro con bronquitis), melancólico y hermoso, cálido y sincero como solo los discos análogos lo saben hacer, una exquisita mezcla de sonido y peso de los 70’s con cambios e ideas novedosas tomadas de otros géneros. Metaleros abstenerse, abran paso a la evolución.

Dirigido por Phil Mucci “The Devil’s Orchad”:

2. The Kills “Blood Pressures” (Indie Rock, Garage Rock)

Otro disco que rompió las etiquetas. Desde el minimalismo y el más básico de los sentimientos nace “Blood Pressures”. The Kills cambia la bolsita de trucos una vez más, en esta ocasión se lucieron con creces. El disco respira mejor que sus producciones anteriores, más atrevidos se desprenden un poco del fantasma de Nick Cave. “Blood Pressures” retrocede para agarrar impulso hacia un territorio más poderoso, que se inclina en el ruido y la distorsión, dejando caer la mayor parte del golpee con sutileza. No puede faltar en tu colección, vaya o en tu iPod.

Dirigido por Samatha Morton “The Last Goodbye”:

3. The Black Keys “El Camino” (Indie Rock, Garage Rock)

¿De verdad tengo que explicar porqué este disco está en la lista? Es irresistible, clásico Rock N’ Roll con un poco de todo y más, es ZZ Top en esteroides imitando a Elvis con ritmos Glam y Madonna mezclando. Más rápido, efusivo y pegajoso que su producción anterior “Brothers” los Black Keys están aquí para rockear y no perder el tiempo.

En una sola toma hecha por la banda, el hilarante video de “Lonely Boy”:

4. Tom Waits “Bad As Me” (Rock, Experimental)

Siete años para tener otro disco de Tom Waits es mucho, demasiado diría yo, pero la espera lo valió. “Bad as Me” suena como el disco más variado de Waits, todas sus etiquetas vocales se lucen, su paleta de colores se expande y como un buen boxeador, sus ganchos fuertes son demoledores. Este disco me hace sentir increíblemente joven y al mismo tiempo, un anciano que ha recorrido demasiado camino. Que quede claro, nadie escribe mejores letras que Tom Waits.

Dirigido por Jesse Dylan, si, el hijo del ícono que tienen en mente. “Satisfied”:

5. PJ Harvey “Let England Shake” (Indie Rock, Experimental Rock)

Después de John Lennon no existe nadie tan original como PJ Harvey. Por ahí leí que sobre el tema de la guerra, a Francis Ford Coppola se le puede atribuir tener la película, a Hemingway la novela y a PJ Harvey el disco. Poderoso, lleno de furia y pasión, “Let England Shake” se desangra en una obra extraordinaria. Así como la guerra misma, este disco tiene varias capas, un retrato honesto de la visión de una artista en todo el sentido de la palabra. Ganador del Mercury Prize de 2011, “Let England Shake” es una experiencia que no se puede pasar por alto, ni por ancho, es un muro remarcable y que luce encantador en la colección musical de cualquiera.

Dirigido por Seamus Murphy “The Words That Maketh Murder”:

6. Mastodon “The Hunter” (Progressive Metal, Sludge Metal)

Mastodon nunca llamó mi atención lo suficiente, sino hasta ahora. Realmente se siente una progresión en el grupo, su concepto y esencia parecen haber alcanzado el punto que buscaban y merecen, cualquier barrera que enfrentaban fue superada en “The Hunter”. En su nuevo disco, Mastodon toman lo mejor de sus producciones anteriores para crear algo familiar pero al mismo tiempo nuevo, renovado, hasta inesperado. Esta colección de temas trae un sonido más accesible y pegajoso como en “Curl of the Burl”. ¿No te gusta el Metal? Prueba Mastodon.

Dirigido por Tim Biskup “Dry Bone Valley”:

7. Machine Head “Unto the Locust” (Metal, Thrash Metal)

Justo cuando pensabas que no podías escuchar nada mejor que “The Blackening” Machine Head nos prueba que estábamos equivocados. Que este sea el álbum más exitoso de la banda, comercialmente hablando, tiene una razón ser, y es sencilla, es demasiado bueno. Dinámico, en otro nivel de composición y ejecución, Machine Head botó la casa por la ventana. Las clases de canto que tomó Rob Flynn valieron cada centavo y Dave McClain no se va a quedar quieto hasta que lo declaren el mejor baterista del universo (por encima de Neil Peart). A pesar de ser un disco complejo y extenso en la duración de cada tema, el álbum es memorable, desde las armonías a los ganchos poco convencionales, no hay desperdicio en “Unto The Locust”.

Dirigido por Mike Sloat “Locust”:

8. Anthrax “Worship Music” (Metal, Thrash Metal)

Una bomba de tiempo a la que le llegó su último click. Ocho años calentándose en la estufa parecían que iban a dañar el caldo pero contra todo pronóstico el resultado fue abrumador. ¿La actitud con sonido más relevante del género? Probablemente es lo más importante que demuestra “Worship Music”. Scott Ian y compañía lograron la mezcla perfecta de lo rescatable de los 80’s con la energía y el sonido de los 2000’s. Belladonna cumplió y superó cualquier expectativa a cuanto a sus capacidades vocales dejándonos con anhelo de más. El futuro suena prometedor de la mano de Anthrax.

En vivo en el Show de Jimmy Fallon “The Devil You Know”:

9. St. Vincent “Strange Mercy” (Indie Pop, Art Rock)

Goldfrapp en diferentes ácidos. Genuino es una de las mejores cualidades de este disco. Complejo e invasivo, “Strange Mercy” es mucho más de lo que aparenta, elegante e histérico de a momentos para redefinir unos cuantos patrones musicales. Esta producción prueba que para hacer buen Pop, interesante y melodioso, no tienes que venderte a la superficialidad, sombreros extravagantes, trajes de carne ni hacer letras ridículas. Aun así, parece que el mejor disco de St. Vincent está por llegar.

Dirigido por Terry Timely “Cruel”:

10. Foo Fighters “ Wasting Light” (Alternative Rock, Hard Rock)

Este parece ser el disco más inspirado de la banda, humilde y sencillo no hay como darle la espalda. Aquí nadie está pensando en reinventar la rueda, pero sí que funcione bien. “Wasting Light” es un disco de Rock musculoso, pegajoso y memorable en gran parte.

Dirigido por Wayne Isham “These Days”:

Anuncios

Read Full Post »

¿A qué hora se acaba esto?

Hay que admitirlo, este año fue el peor show en la entrega del galardón dorado, pero ¿qué fue lo que pasó?

He aquí las razones del espectáculo más sonso del año:

1.- Pésimo guión con chistes predecibles
No se le puede culpar a Franco que tuviese una actitud de desinterés total con semejantes líneas para comentar. Los chistes de borracho, haciendo alusión a Charlie Sheen, el lesbianismo de Black Swan, Winter’s Bone el cual ni siquiera vale la pena explicar, y así. La química nunca apareció entre Franco y Hathaway lo que condujo a una tortura de tres horas y media.

2.- Un año flojo de buenas películas
Está bien, si hubo buenos films en el año, pero no los suficientes, por lo que las nominaciones de relleno se hicieron sentir. Tener que estarle recordando a la audiencia los momentos dorados de Hollywood no fue de gratis, tenían que borrarle de sus mentes el hecho de que “The Wolfman” se acababa de ganar un Oscar, ni “Gone with the Wind” pudo tapar tal desfachatez.

Pretendamos que nunca ocurrió

3.- Pésima producción
¿Cómo es posible que Kirk Douglas haya sido el “highlight” de la noche? Todos pensaron que el anciano actor había salvado el show, pero estaban muy equivocados, bastara que se terminara su intervención para que volviéramos a la triste realidad. El premio a Lifetime Achievement fue un desastre, nunca entendí que estaba pasando, ¿para qué se armo la presentación de tal manera, para qué están buscando ganar tiempo? Ah sí, para el “auto-tune musical number”

HELP!


4.- El montaje musical
Si pensara en alguna fórmula apocalíptica para terminar con la sensatez y buen gusto de la gente a través de la música jamás se me habría ocurrido algo tan terrible como lo acontecido esa noche. Gwyneth Patrol admitió tener una semana sin dormir, te creemos Gwyneth y no, el talento vocal no corre en tu familia. Hathaway es una excelente actriz de muchas habilidades, pero su número musical no lo demostró así. Cuando todo parecía que no podía empeorar, aparece Celine Dion… “Smile” nunca había sonado tan mal, y en cuanto a el final con “Somewhere over the Rainbow” no puedo decir nada, ya mi tv estaba apagada. ¿Qué rayos fue el montaje con el auto tunning? Nadie sabe.

Quizás la Academia debería aprender de esta oportunidad, que los Oscar no solo son una ceremonia de premiación sino un show televisivo, por lo tanto tiene que ser entretenido.

Si hay algo seguro es que si no se muestran cambios radicales nadie en su sano juicio dirá en 2012 “Hey, esta noche hay que ver los Oscar”

Read Full Post »